Bienvenida

Este es un espacio para encontrarnos y compartir. Claro que sería mucho mejor que nos pudiéramos sentar a charlar y conocernos, pero bueno, esta es también una forma de poder llegar a todos los que tengan ganas de saber algo más sobre lo que escribo y algunas otras cosas… Como por ejemplo: si estoy trabajando en algo nuevo, quién hace los maravillosos dibujos que ilustran los textos, por dónde anduve, si visité alguna escuela o algún liceo o viajé por el interior del país. En fin, esta es otra forma de comunicación. Para alguien a quien siempre le gustó navegar desde chica esta es una buena oportunidad, claro que yo nací en el siglo pasado y esto de navegar por el espacio cibernético me da un poco de vértigo, pero bueno, al final me animé, así que si tenés ganas, te invito a que naveguemos juntos.

HV

Posdata: tengo una duda: ¿para navegar por el cíber espacio se necesita llevar salvavidas? ¡Uy! ¡Ahora que me acuerdo sé nadar!

Libros en Alfaguara

Pancho Investigador.  Amatistas en el Catalán
Helen Velando
Ilustraciones de Sebastián Santana
Pancho conoce a Nahuel una tarde en la que chatea con su amigo Augusto, y a partir de ese momento esa amistad se afianzará. Cuando Nahuel los invita a conocer su casa en Artigas, Pancho se alegra porque siempre le pareció un sitio lejano y misterioso. Lo que no imagina es que, además de viajar sin su inseparable amigo Augusto, allá conocerá a “la más linda de todas las lindas” y tendrá que resolver un nuevo caso muy peligroso e intrigante. Pancho, Nahuel y su hemana Luana, vivirán una aventura llena de riesgos en un lugar fascinante. Esta es una nueva e increíble aventura del súper Pancho Investigador, esta vez en el departamento de Artigas, en las minas de piedras semipreciosas.


Pancho Investigador. Luces en La Aurora
Helen Velando
Ilustraciones de Sebastián Santana
Pancho está un poco triste y enojado porque Florencia lo dejó. Por eso, cuando su amigo Augusto lo invita a pasar unos días en el campo, acepta de inmediato. Lo que él no sabe es que va camino a La Aurora, una estancia famosa por los avistamientos de ovnis. Allí conocerán a un personaje extraño, el Capincho, y también serán testigos de fenómenos inexplicables. Una vez más, Pancho se verá involucrado en un caso misterioso que despertará su espíritu detectivesco y aventurero. Como él mismo dice: “Si quieren, me pueden llamar Pancho Investigador”.


Piratas en el Santa Lucía
Helen Velando
Ilustraciones de Carlos D. Pérez
Los padres de Pancho se van a pasear una semana a Buenos Aires. Eso no sería ningún problema, pero al agente Pancho le espera una terrible misión: pasar la Semana Santa acampando con sus tíos y primos. La aventura de acampar le encanta, salvo por un detalle: la temible prima Checha, quien tiene la delicadeza de un rinoceronte y la dulzura de una planta carnívora. A orillas del hermoso río Santa Lucía aparece un misterioso personaje, mezcla de náufrago y loco, quien les relatará historias de cuando el Río de la Plata era surcado por famosos piratas. Entre fogones, picaditos de fútbol y jornadas de pesca, Pancho y sus primos se verán envueltos en un enigmático viaje al pasado y descubrirán algunos secretos de la historia del Río de la Plata.


Los Cazaventura y el camino perdido de los Andes 
Helen Velando
Ilustraciones de Alfredo Soderguit
Un paquete misterioso es dejado en la puerta de los Cazaventura y, a partir de ese momento, comienzan a vivir una historia que los llevará desde la apacible Villa Serrana hasta  la imponente y fascinante Cordillera de los Andes. Isabel y Rolando, Martín, Julieta y el tío Benjamín recorrerán varios países; conocerán distintas realidades geográficas y culturas que permanecen como si el tiempo no hubiera transcurrido; a cada paso, su ingenio y entereza serán puestos a prueba; y experimentarán la maravilla de adentrarse en un mundo en el cual se aúnan la historia y la leyenda, la realidad y la magia. 


Los Cazaventura y el río escondido de la Amazonia
Helen Velando
Ilustraciones de Alfredo Soderguit
Un antiguo compañero de estudios de Isabel escribe pidiendo ayuda urgente: extraños acontecimientos en la selva amazónica reclaman la presencia de los Cazaventura. Es así que nuevamente la familia se verá comprometida en un viaje increíble que la llevará a lo más recóndito de la Amazonia, a un mundo secreto y fascinante protegido por la majestuosidad de la selva.  Rolando e Isabel deberán afrontar nuevos desafíos en su relación, Julieta y Martín tendrán que arreglárselas sin pelear, y el tío Benjamín pondrá a prueba nuevos inventos. Juntos descubrirán secretos, mitos y tradiciones que develarán un gran enigma.


Los Cazaventura y el secreto de Yucatán
Helen Velando
Ilustraciones de Alfredo Soderguit
En el populoso mercado de Chichicastenango,
l profesor Benjamín Cazaventura, de vacaciones en Guatemala, se topa con una rara piedra con símbolos mayas. Su sobrina, la doctora Isabel Fuentes, viaja para ayudarlo a descifrar el misterio de la antigua estela. La familia acepta un nuevo desafío que la llevará a recorrer Guatemala, Belice y México, tres países que guardan parte de una fascinante cultura.
Desde las lejanas ruinas de Tikal, atravesando las selvas de los montes mayas, hasta llegar a los cenotes de la península mexicana junto al mar Caribe, los Cazaventura van siguiendo las pistas y sorteando peligros que les harán posible desentrañar el secreto de Yucatán.


Los Cazaventura y el tesoro de las Guayanas
Helen Velando
Ilustraciones de Alfredo Soderguit
Antes de partir de la península de Yucatán, Benjamín Cazaventura recibe un pedido de ayuda de su amiga Amapola Villanueva, quien se encuentra en Venezuela buscando a su hermano Nicanor, al que no ve desde hace más de treinta años.
Siguiendo las pistas que el hombre dejó, los Cazaventura atravesarán el bellísimo territorio venezolano, desde el famoso salto del Ángel hasta el mítico monte Roraima, y cruzarán luego la frontera para internarse en la región más desconocida de América del Sur: las Guayanas. 
Benjamín descubrirá un secreto que Amapola guarda desde hace años y que, sin lugar a dudas, lo sorprenderá.


Los Cazaventura y las momias de Atacama
Helen Velando
Ilustraciones de Alfredo Soderguit
El robo de una antiquísima momia descubierta en la ciudad de Cuzco es el punto de partida para que la doctora Isabel Fuentes viaje nuevamente a los Andes. Benjamín y Amapola se encuentran de vacaciones en Santiago de Chile cuando reciben el pedido de ayuda de su sobrina para resolver el misterio. Las pistas llevarán a la familia Cazaventura a recorrer uno de los lugares más áridos del planeta: el desierto de Atacama. Siguiendo las huellas que un siniestro personaje ha dejado en su huida por el salar, atravesarán el valle de la Luna, llegarán al misterioso volcán Licancabur y se internarán en los peligrosos campos de géiseres.


 
Misterio en el Cabo Polonio
Helen Velando
Ilustraciones de Carlos D.Pérez
Bruno, obligado a pasar quince días en el Cabo Polonio, verá que la obligación se transforma en una aventura fascinante. Conocerá nuevos amigos, con los que investigará por qué unas extrañas personas quieren robarle al Beto un cofre con monedas antiguas y un mapa, desubrirá el amor, y entre inmensas dunas y aguas transparentes aprenderá a vivir con la sencillez de los pobladores del lugar.





Fantasmas en la Sierra de las Ánimas
Helen Velando
Ilustraciones de Daniel Melgarejo
Dos hermanos, Luciana y Agustín, van a pasar la vacaciones de julio en casa de la tía Bertha, cerca de Pan de Azúcar, donde también viven sus amigos Rulo y Analía. Ninguno imagina que estas vacaciones los marcarán a fuego, porque algo está ocurriendo en la Sierra de las Ánimas. Extrañas señales, sin explicación aparente, llenan de dudas y temores a cuatro amigos, quienes deciden investigar y descubrir el misterio que encierran. Se verán envueltos en una aventura apasionante, posible de convertirse en leyenda.



Detectives en el Cementerio Central
Helen Velando
Ilustraciones de Alfredo Soderguit
Santi y Vero son novios. Flor y Pancho quieren serlo pero no se animan y pelean todo el tiempo. Diego está preocupado por la presencia en el barrio de un hombre de sobretodo raído y aspecto sospechoso.
Mientras aprenden cómo resolver sus conflictos en el amor, los cinco amigos se ven envueltos en una increíble aventura: tendrán que ayudar a un extraño personaje a buscar el tesoro de las Massilotti, en el misterioso Cementerio Central del mágico Barrio Sur de Montevideo.



Detectives en el Parque Rodó
Helen Velando
Ilustraciones de Alfredo Soderguit
Gastón, Santiago y Pancho disfrutan de las últimas semanas de vacaciones. De pronto algo misterioso sucede: don Anselmo, un viejo pescador que vive cerca del muelle, desaparece. Los tres amigos no tendrán más remedio que transformarse en improvisados detectives para solucionar el misterio de esa desaparición. Verónica, Florencia y Sofía son tres amigas que los seguirán muy de cerca, para enterarse de lo que está ocurriendo. Y sin querer se verán envueltas en una increíble aventura.



Memorias de una gripe
Helen Velando
Ilustraciones de Eduardo Barreto
Pablo tiene anginas y su timidez lo lleva a tragarse las palabras. Está por terminar el liceo y tiene miles de preguntas en su cabeza. ¿Qué va a hacer después? ¿Buscará un trabajo o seguirá estudiando hasta los treinta? Dolores no para de toser y casi no tiene voz, algo que en ella es un milagro. A menudo habla de más y sin querer hiere a otros con sus palabras. Tiene un montón de sueños, aunque no está muy segura de qué hacer con ellos. Venciendo desafíos, dos superhéroes surgirán en medio de la fiebre y, como por arte de magia, un teléfono se convertirá en el aliado de ambos. Crecer no es muy fácil, pero lo único permanente son los cambios.


Cuentos de otras lunas
Helen Velando
Ilustraciones de Ismael y Camilo Suárez
La luna aparece todas las noches de distinta forma y sin embargo siempre es la misma. A veces es chiquita como un gajito de mandarina y otras veces crece hasta quedar gordota y anaranjada. Dicen algunos que cuando juega a la escondida se le ocurren eclipses, y que a veces es tan dormilona que hay noches sin luna. En este libro hay un cuento para cada una de esas lunas, pero puede haber muchos más, tantos como tu corazón tenga ganas de imaginar.



Atrapasueños
Helen Velando
Ilustraciones de Agó Páez
¿Nunca te pasó que a la hora de acostarte das vueltas y vueltas en la cama sin poder dormir? A mí sí, pero no hay por qué preocuparse: el Atrapasueños se llevará pesadillas, se llevará todo el miedo y dejará en tu almohada el aroma fresco de las madrugadas.




 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada